“Todo depende del cristal con que lo mires”

Muy trillada frase, pero muy cierta… Ayer asistí por primera vez a las Justas Intercolegiales de la LAI. Desde estudiante consideré que este ambiente de Justas era uno tenso, hostil, y no apto para cardíacos. Como Decana Asociada de Estudios, acepté la invitación que me hicieran y aprovechar de una vez la oportunidad para ver las nuevas instalaciones de Mayagüez 2010. Desde mi llegada al Estadio me encontré con un ambiente tenso, hostil y no apto para cardíacos, tal como lo había imaginado desde mis años de estudiante. Tenso por la competencia entre las universidades, hostil por los comentarios tan cortantes que se gritaban entre sí los espectadores y no apto para cardíacos pues con cada evento se sube la presión sanguínea, se acelera el corazón y el ritmo cardíaco, los nervios te hacen estremecer todo el cuerpo y hasta se te erizan los bellos de toda la piel. De pronto me encuentro en medio de aquella multitud de personas pero no escuchaba gritos, silbidos, palabras soeces ni podía distinguir color alguno que no fueran el amarillo y verde que destacan los colores de mi Institución. Me adentré en mi papel de espectadora y llegue a convertirme en porrista sin darme cuenta, manteniéndome de pie por horas buscando una mejor ubicación que me permitiera ver a mis tigres alcanzar la victoria. Fue una experiencia muy bonita y lejos de mi idea preconcebida de que ésta sería mi debut y despedida de las Justas, ya me encuentro planeando repetirla el próximo año… J Felicidades a todos!!!

Vistas: 187

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Red EducaPR para agregar comentarios!

Únete a Red EducaPR

Auspiciador - Yees!

© 2019   Creada por EducaPR.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Términos de servicio